Diez canciones que no cambiaron la Historia del Rock español pero podían haberlo hecho (I)

Suscríbete gratis a nuestras noticias
captcha
Los Raros

GREGORIO Mª CALLEJO. Cuántas veces hemos leído o escuchado (normalmente en reportajes o documentales hagiográficos y bastante simplones sobre la historia del pop en nuestro país) esas predicaciones sobre algunos grupos en las que se dicen tópicos como “y cambiaron la forma de hacer música en España”, “Hicieron algo que hasta entonces nadie había hecho”, “dieron un vuelco al panorama musical español”… etc, etc. El mecanismo es semejante siempre: se hace un reportaje de una banda famosa y el edificio se construye al revés. Partiendo de su éxito innegable, se le atribuyen cualidades que en realidad no existían o que son una notoria exageración. Se trata de icónicas historias sobre la música popular que suelen establecer hitos fundacionales a través de canciones, como si una concreta canción hubiera establecido un antes y un después. En realidad (no lo puedo negar) todo esto que estoy contando es una trampa, una mera excusa para escribir de canciones que me han marcado a mí, que sigo escuchando extasiado y que no cambiaron el panorama de la música nacional en este siglo XXI, pero que sí me cambiaron un poquito a mí:

Gregorio Mª Callejo

1- Los Raros: “Mao”: Puestos a ser tramposos, la primera en la frente. No es una canción del siglo XXI, sino ¡ de finales de los años ochenta del siglo pasado. Esta banda vizcaína, precuela de los míticos “Cancer Moon“, hicieron un disco lleno de sonido- garaje, suciedad rockera y patrones clásicos. “No es un Buen Plan”, se convirtió pronto en un disco de culto, difícil de encontrar y plagado de joyas. Para empezar, construyeron una versión del “What,s goes on” de la “Velvet Underground” infinitamente más dinámica y jugosa que la original. Para seguir… ”Mao”, una canción que no tiene nada que ver con Mao pero que es puro corazón de Rock and Roll. Para continuar, una colección deliciosa de canciones de las que se dejaban oír por Malasaña o el barrio de Gracia. Me pateé Barcelona entera hasta que encontré el vinilo en una tiendecita de la calle Sitges. Maravillosa.

2- Juniper Moon: “¿Volverás?”. Recién comenzadito el siglo esta banda de Ponferrada eclosionó en el panorama indie español y tuvo éxito tan sorprendente como justo en Reino Unido. “Juniper” hacían fresh punk, es decir, locura de tres por cuatro a toda velocidad pero combinada con historias adolescentes y voces juveniles. “¿Volverás?” es eso: pop-rock a todo trapo combinado con lolitismo calculado e historias de amor de instituto. Su final es un enjambre enloquecido de guitarras envolventes y percusión. Algo así como el “Dreaming” de Blondie, pero a lo bestia. Imprescindible.

Linda Mirada

3- Linda Mirada:De Barrio Residencial, de buena familia”. Costa Rica-Extremadura. Curiosa combinación, ¿no?. Pues sí, Ana Guerrero nacida en Costa Rica y extremeña de adopción, también hace combinaciones curiosas. Fascinada con la música de los ochenta desde OMD a la música disco italiana (sin focalizar tanto aquí como los grupos del sello “Italians do it Better“), compuso en 2012 esta canción de pop ligero y evocador con una enigmática historia de ciudades pequeñas, corazones rotos y nostalgia a borbotones. Absolutamente encantadora. Próximo capítulo: “Nadadora”, “Grises”, “We Are Standard” y “Triángulo de Amor Bizarro”.

Deja un comentario

Su correo no será publicado.