Suscripción Newsletter Boletín Majadahonda

El incendio en la calle Real Baja obligó a cortar otras céntricas calles adyacentes de Majadahonda

JULIA BACHILLER. «Se ha quemado el contador de luz de la Comunidad de Vecinos, no de una casa particular, pero está todo controlado y resuelto. Eso sí, se han quedado sin luz e Iberdrola lo está intentando solucionar». Así definían fuentes municipales lo ocurrido el jueves 6 de enero (2022) en un edificio de la calle Real Baja, en el centro de Majadahonda causó una alarma vecinal pero por fortuna la rápida intervención de bomberos y policía municipal apaciguaron los ánimos y las llamas de forma rápida y segura. Este ha sido el último, pero en lo que va de año han sido numerosos los incendios que se han producido en España por fallos eléctricos en contadores e instalaciones de los edificios debido en su mayor parte a sobrecargas. Habitualmente el fuego se produce en el cuadro de luces de un edificio, que provoca una enorme humareda que recorre toda la escalera del inmueble, lo que obliga a evacuar la primera planta, algo que se repite en el resto.

El incendio se produjo en torno a las 12 de la mañana

EVACUACION POR HUMO TÓXICO. En el incendio hay que evacuar a los vecinos a los que previamente los bomberos piden que permanezcan en sus casas hasta que el humo haya desaparecido. Y es que uno de los inconvenientes de estos incendios es que al afectar a cables y material muy inflamable generan una gran humareda y humo negro muy tóxico. Las casas suelen tener conectados muchos aparatos, televisión, ordenadores, aire caliente, cargadores de móvil… que a veces generan una sobrecarga y cortocircuitos que al recalentarse puede provocar chispas en los contadores. Según reconocía un responsable técnico municipal, los incendios provocados en edificios por fallos en instalaciones eléctricas no suelen ser habituales aunque en lo que va de año se han multiplicado en toda España. «Son muy aparatosos porque generan mucho humo, se queman cables, el humo invade la escalera y entorpece la evacuación».

Corte de la calle para evitar males mayores

CONSEJOS DE URGENCIA. El excesivo calentamiento de los aparatos y estar en lugares inadecuados son algunas de las causas. El hecho de tener muchos aparatos encendidos en una casa, con el añadido en estas fechas de la sobrecarga que producen los de aire caliente, así como contar con instalaciones antiguas, provoca en algunos casos el incendio. Otras fuentes reconocen que en muchos casos la chispa se produce porque hay un deficiente mantenimiento y alrededor de estos aparatos hay sustancias y objetos inflamables. Los bomberos encuentran en cuartos de contadores con productos de limpieza o acumulación de papeles, algo que cuando se produce una chispa hace que sea fácilmente propagable. «Es muy importante realizar la revisión periódica de los contadores y es muy importante dar prioridad a la seguridad antes que a la estética», sugieren.

MEDIDAS A ADOPTAR. Lo primero que hacen los bomberos es pedir el corte del fluido eléctrico poniéndose en contacto con la compañía suministradora aunque cuando la situación es muy grave son los bomberos quienes con el conocimiento suficiente lo hacen. Las causas de estos incendios suelen ser sobrecargas en las instalaciones. Y en invierno suele coincidir con el uso de multitud de aparatos eléctricos al mismo tiempo. Si la instalación es antigua o no se diseñó para la carga que tiene, puede recalentarse. «La extinción a veces no es muy complicada y con un extintor se puede apagar. Y siempre hay que esperar a cortar el fluido, porque el agua que corre podría electrocutar», señala un experto, que hace hincapié en la necesidad de tener muy presente la seguridad. Y señala que en otros países hay una mayor concienciación sobre lo peligroso que puede resultar un incendio en los cuartos de contadores.

Lugar del incendio

Majadahonda Magazin