Majadahonda no es Pensilvania (y VI): “hay que cambiar muchísimo nuestra estructura regulatoria y de mercado”

Suscríbete gratis a nuestras noticias
captcha

JESÚS FDEZ–VILLAVERDE. 2. La dualidad en las empresas en España. Hablaba antes de la dualidad y presentaba el caso de Zara, Telefónica, BBVA o Santander como empresas punteras. No es que nuestras empresas grandes no funcionen. El problema es que tenemos muy pocas de ellas y tenemos que cambiar las cosas para que los empresarios jóvenes que tienen buenas ideas puedan empezar a crecer. Para ello hay que cambiar muchísimo nuestra estructura regulatoria y nuestra estructura de mercado. El gráfico sobe ambos factores es muy interesante. Vemos en él la productividad del trabajo y el tamaño de las empresas españolas en comparación con EE.UU. Las grandes empresas tienen una productividad igual en España que en EE.UU. España no tiene un problema de productividad en sus grandes empresas. El problema de España es otra cosa distinta. En primer lugar es que las empresas pequeñas son un poco menos productivas, aunque no radicalmente menos. El problema de España es que tenemos muchas empresas pequeñas. Imaginemos que yo soy un chaval joven de Cáceres que tiene una buena idea: va a vender bocadillos mejores que los que nadie hace. El problema que voy a tener es que hay tal nivel de regulación en España, tal problema de acceso a la financiación, con muy pocas compañías de capital riesgo, con muchísimas barreras al mercado interno, etc., que me voy a quedar con una tienda en Cáceres. Si yo soy una persona que tiene una idea similar en la mitad de la nada en Kansas, en EE.UU., en tres años tengo 400 tiendas de bocadillos por todo en EE.UU.

J: F. Villaverde

Nuestra demografía. Es otro tema importantísimo. Vemos la Pirámide de la Población de cuando estudiábamos ciencias sociales. A la izquierda los hombres; a la derecha las mujeres y en vertical la edad. En la pirámide de 1970, claro, se llamaba pirámide porque parece una pirámide. Vayamos al 2011. Esto es la consecuencia de nuestra tremenda caída de la fertilidad y ahora parece una urna. Mi profesor de demografía me explicaba que la demografía es como un superpetrolero, de esos que vienen de Oriente Medio cargado con 100.000 toneladas de petróleo: tiene que empezar a girar muchas millas antes de que uno quiera girar. Pues pasa lo mismo con la demografía, porque ¿quién va a estar vivo en el 2049?.

Esperemos que todos nosotros. Un niño que nació en 2012 va a tener 37 años en el 2049. Es decir, todo el mundo que va desde la flecha roja para arriba ya ha nacido, los podemos contar. Luego, tenemos que hacer cierta predicción acerca de la fertilidad. Esta otra pirámide está hecha de una serie de predicciones relativamente generosas de fertilidad. Claro, si España sigue teniendo un 25% de paro con un 50% de paro juvenil, la gente no va a tener niños, porque uno lo que no puede hacer es casarse y tener dos muchachos cuando está en el paro o está cobrando 600 euros. ¿Quién va a pagar nuestras pensiones en 2049? ¿Quién va a pagar la sanidad? Se habla mucho de las pensiones, pero la sanidad es más importante porque el gasto de la sanidad crece de manera exponencial con la edad de las personas y además hay un gran avance tecnológico en sanidad y vamos a querer dar sanidad a los mayores con los nuevos tratamientos médicos.

Cuéntenme ustedes cómo vamos a encontrar dinero, a menos que España crezca muy rápidamente en los próximos años, para pagar esto. Y de nuevo, esto no es la crisis, que es lo que quería decir antes. En España estamos siempre obsesionados con el regateo en el corto plazo, en qué va a pasar mañana o el mes que viene. Estos son problemas que tiene España en los próximos 30 años. FIN. *Catedrático de Economía en la Universidad de Pensilvania desde 2007 y miembro de la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (FEDEA), del Nacional Bureau of Economic Research (NBER), del «grupo de los cien» y del consejo editorial de varias e importantes publicaciones nacionales e internacionales. Es Licenciado en Derecho y en Ciencias Económicas y Empresariales por ICADE (E-3, promoción de 1996) y Doctor en Economía por la Universidad de Minnesota (EE. UU.). Conferencia pronunciada en 2012.

Deja un comentario

Su correo no será publicado.