Sanitarios de Majadahonda temen el contagio de las mascarillas chinas que solo filtran el 70% del Covid-19

Suscríbete gratis a nuestras noticias

LIDIA GARCIA. “En Vorlegal, despacho de abogados especializado en Derecho Sanitario situado en Majadahonda, hemos recibido varias solicitudes de información de profesionales sanitarios que trabajan en la zona y de profesionales del SUMMA, muy preocupados porque han usado mascarillas chinas “Garry Galaxy“, repartidas por el Ministerio de Sanidad, en la atención a pacientes con Covid-19, no sabiendo cómo actuar ante esta situación. Una de estas personas, que prefiere permanecer en el anonimato, indicó al citado bufete: “ayer intervine en una parada cardiorrespiratoria usando esta mascarilla, el paciente tenía Covid-19, no sé si me habré contagiado”. En este sentido, Rafael Lucero, letrado director de dicho despacho, ha enviado un comunicado a MJD Magazin en el que aporta el dictamen del Dr. Javier Moral Sanz, Doctor en Farmacia y colaborador habitual de Vorlegal: “lo que este estudio revela es que las mascarillas no cumplen con la normativa de la UE, dado que para ello, deberían filtrar más del 94% de las partículas del aerosol, o lo que es lo mismo, solamente puede permitir el paso del 6% de esas partículas. Las mascarillas analizadas permitían el paso de valores de aerosol de entre el 18-30%, es decir, que bajo condiciones de exposición al Covid-19, los usuarios de ese lote de mascarillas Garry Galaxy, han estado hasta 5 veces más expuestos” especifica el Dr. Moral Sanz.

Las mascarillas chinas “Galaxy”: solo filtran 70%/80% de coronavirus según un informe oficial

El letrado señala que “según el artículo 14.2 de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, corresponde al empleador, en este caso a la Administración Pública, dotar a los trabajadores de los medios de seguridad necesarios para desempeñar su profesión”. Concretamente, en lo referente a las medidas de seguridad para profesionales sanitarios, “las demandas por parte de este tipo de personal han sido constantes desde el inicio de la pandemia, ya que en ningún momento se han sentido protegidos, y ha habido momentos en lo que ni siquiera contaban con los EPIs (Equipos de Protección Individual) más básicos” indica el letrado Rafael Lucero. En consecuencia, “sí se puede reclamar, por incumplimiento de las medidas de prevención de riesgos laborales, siempre y cuando se haya producido un daño al profesional, es decir, que se haya contagiado por el Covid-19 al no tener los medios adecuados de prevención“.

Por otro lado, aún en el caso de que el trabajador no haya sufrido el contagio, a pesar de no tener los medios adecuados, “se puede entender que existe un daño moral, derivado de esa sensación de desprotección y abandono por parte de las Administraciones responsables, que indudablemente obligan a los profesionales a trabajar en unas condiciones que no son las más adecuadas”, declara Lucero. A su juicio y con este informe como soporte, dichas mascarillas Galaxy “no cumplen con los requisitos mínimos de seguridad establecidos por la Agencia Española de Normalización y se han tenido que retirar del mercado. Sin embargo, ello se produce después de que dicho modelo de mascarilla se haya repartido por distintos centros de salud y hospitales a nivel nacional”.

Mascarillas chinas Galaxy

“Las mascarillas Garry Galaxy, repartidas por el Ministerio de Sanidad a los profesionales sanitarios, no son eficaces contra el coronavirus”, señala Lucero. Y añade: “Este viernes 17 de abril (2020) hemos tenido conocimiento del estudio de verificación encargado por el Ministerio de Trabajo y Economía Social a instancia del Hospital Universitari Parc Taulí, ante las sospechas de que la mascarilla denominada “Garry Galaxy“, adquirida por el Ministerio de Sanidad en China, no cumplía con los requisitos mínimos para actuar como elemento de protección contra el Covid-19. Y efectivamente, las sospechas del referido Hospital eran acertadas, ya que los resultados del estudio indican lo siguiente: El modelo 1 (Garry Galaxy) no cumple con ninguna clasificación indicada en la norma UNE-EN 149:2001+A1:2010. Y ello porque se verifica que existe penetración del material filtrante en tan solo 3 minutos desde su utilización”.

El bufete de abogados de Rafael Lucero (Majadahonda)

El letrado recuerda que “el escándalo producido ya anteriormente por la compra de tests a una empresa china, que no estaban convenientemente verificados. Ello ha motivado incluso, que el prestigioso diario The New York Times, calificara a los profesionales sanitarios como de “kamikazes”. Ante esta situación ¿pueden reclamar los profesionales sanitarios? La respuesta, según comenta Rafael Lucero es que sí: “La emergencia sanitaria que vivimos no puede ser excusa para no facilitar estos medios de seguridad, siendo una cuestión de la que las Administraciones deberían haberse ocupado de forma prioritaria”.

Informe oficial del Ministerio de Trabajo

EL INFORME DEL MINISTERIO DE TRABAJO QUE RECONOCE QUE LAS MASCARILLAS CHINAS “GALAXY” SOLO FILTRAN ENTRE EL 70% Y 80% DEL CORONAVIRUS. “Resultado de verificaciones, referidas a dos modelos de mascarilla autofiltrante frente a partículas con motivo de la crisis sanitaria COVID-19, solicitado por el Hospital Universitari Parc Taulí. Objeto: Realizar sobre la mascarilla autofiltrante los ensayos que se consideran críticos para verificar si ofrecen cierta protección frente a la penetración de partículas. La norma parcialmente aplicada es: UNE-EN 149:2001+A1:2010 Dispositivos de protección respiratoria. Medias máscaras filtrantes de protección contra partículas. Requisitos, ensayos, marcado. Muestras. Se dispone de tres mascarillas de cada modelo. Las mascarillas entraron en el CNMP el día 13.04.2020 y en el laboratorio el día 13.04.2020.

Dr. Javier Moral Sanz, Doctor en Farmacia

Descripción. “Se trata de una mascarilla autofiltrante, plegada, con pinza nasal, con arnés de cabeza consistente en cintas elásticas que pasan por detrás de las orejas. Los dos modelos presentan las mismas dimensiones. Modelo 1. Mascarilla Garry Galaxy en envoltorio de color verde. La mascarilla no presenta ningún tipo de marcado. El embalaje lleva marcado N95 y código de barras 6 972306 630042. Modelo 2. Mascarilla sin identificación y sin envoltorio (suelta). La mascarilla no lleva ningún tipo de marcado”. Conclusiones: “A la vista de los resultados obtenidos de los ensayos realizados sobre los equipos recibidos nuestra opinión es la siguiente: Se trata de dos mascarillas de apariencia similar pero con niveles de protección muy distintos. El modelo 1 no cumple con ninguna clasificación indicada en la norma UNE-EN 149:2001+A1:2010. Para verificar la diferencia se han realizado también los ensayos de resistencia a la respiración y se comprueba la coherencia con los resultados obtenidos en penetración”.

Suscríbete
Recibir aviso
guest
1 Comentario
Comentarios en línea
Ver todos los comenarios
Teresa
Teresa
hace 5 meses

Esas,esas son las 4 mascarillas que recibimos en casa por un mensajero y que yo no había pedido. Pensé que eran del Alcalde de Majadahonda y no las hemos utilizado.
No me fiaba de la procedencia.
Teresa Gómez