MANU RAMOS. «Noche de caos en Villaviciosa de Odón: bandas magrebíes con machetes atacan a los asistentes a un botellón para robarles. Ya actuaron así en Majadahonda. La Guardia Civil tuvo que cargar. 7 detenidos, 5 menores«. Así se expresa «Guaje Salvaje», que se define como «otro miembro anónimo de la mayoría silenciosa. Un catalán no indepe que no acepta ser un ciudadano de segunda». Y lo hace a propósito de un macrobotellón celebrado en el municipio de Villaviciosa de Odón, que ha obligado a intervenir a los antidisturbios de Las Rozas, Majadahonda y Boadilla para sofocarlo. «Además de los antidistubios de la Guardia Civil, fue necesario el apoyo de patrullas de Las Rozas, Majadahonda y de Boadilla del Monte, además de efectivos de la Policía Local», señalan varios medios de comunicación, entre ellos Telemadrid, ABC o El Mundo, que se hacen eco de los incidentes ocurridos este fin de semana en esta localidad del Oeste de Madrid que está gobernada por el PP con el apoyo externo de Vox y que había hecho de la seguridad su emblema más distintivo.  Ahora estos incidentes empañan su imagen y gestión.



«Nuevo fin de semana con los botellones como protagonistas de las noches madrileñas. En el municipio de Villaviciosa de Odón, la celebración de las llamada ‘no fiestas’ terminaron la pasada noche de este sábado 25 de septiembre (2021) con los antidisturbios de la Guardia Civil interviniendo, produciéndose lanzamientos de piedras y botellas. Lo que era un botellón, con decenas de jóvenes bebiendo alcohol en la calle, acabó en vandalismo. Hay 7 detenidos (de origen magrebí según la cuenta de «Mas que Guardia Civil»), 5 de ellos menores de edad y una persona resultó herida por arma blanca. El primer aviso llegó a las 0.30 horas alertando de los tumultos en la zona del castillo aunque luego se trasladaron a la Avenida Príncipe de Asturias.

«Según algunos vecinos del municipio, los botellones en el municipio se suelen prolongar hasta las 9 de la mañana y señalan a grupos de jóvenes y bandas de fuera de Villaviciosa como responsables de los altercados que se produjeron durante toda la madrugada. «Fue una masacre», relata una joven ante las cámaras de Telemadrid. Ante ello, el alcalde de la localidad, Raúl Martín Galán (PP), que gobierna con el apoyo de Vox tras una moción de censura a Cs y Vecinos por Villaviciosa, ha convocado una junta extraordinaria de Seguridad para este lunes con el objetivo de que se «explique lo ocurrido», ha explicado el Consistorio en un comunicado, donde ha censurado los «presuntos hechos vandálicos y violentos» en diversas zonas del municipio. «Lo que pasó ayer es inaceptable y no se debe repetir. Esta no es la Villaviciosa que queremos. Condeno rotundamente los hechos que sucedieron ayer. Quiero dar las gracias a las fuerzas y cuerpos de seguridad por su labor y por velar por nosotros», ha subrayado el regidor en un comunicado donde rechaza toda responsabilidad sobre la gestión municipal en Seguridad.

 

 

 

Majadahonda Magazin