Colegio Caude: “advertimos a CNW Majadahonda del deterioro de las instalaciones acuáticas”

Suscríbete gratis a nuestras noticias
captcha

SONIA BLUE. El Colegio Caude de Majadahonda ha respondido a la alusión que un reportaje de un diario nacional publicó tras no renovar su relación con el Club Natación Waterpolo Majadahonda y ha señalado que “nada más lejos de la realidad de lo que se menciona en ese artículo: los últimos años hemos estado avisando en repetidas ocasiones –y puesto en conocimiento de los responsables– que el trato que se estaba dando a las instalaciones no era el apropiado. De hecho, hace 2 años, en la reunión de inicio de temporada con los padres, les informamos de lo que estaba ocurriendo, según podemos ver en el email enviado el 14 de octubre de 2016 desde el Colegio a Eduardo Quemada, presidente del Club Natación Waterpolo, donde literalmente se transmitía la “preocupación con los niños que andan por el Colegio solos, jugando al fútbol, baloncesto, etc… o jugando en los pasillos de la piscina, Conserjería de la piscina etc… Esto ocurre antes de entrar a la piscina y después. Por otro lado querría que insistieras en el comportamiento y cuidado de las instalaciones y material (vestuarios, piscina, etc.). Estos dos puntos son muy importantes, ya que esta actividad (Club de Natación y Waterpolo) no nos deja beneficio como empresa que somos. Cada vez sois más, cobramos algo simbólico por el alquiler de la piscina, siendo el gasto mayor. Seguimos adelante con el proyecto, pero queremos compromiso en el cuidado de nuestra instalación y en que los niños no anden solos por el Colegio…”

Ya entonces estuvieron a punto de rescindir el compromiso, “pero pensamos, apostando por ellos siempre, en darles una oportunidad más, ya que el año anterior a este había sido un problema recurrente“, señalan en fuentes del Caude. El compromiso del Colegio con ellos “ha sido muy importante, ya que desde este centro educativo se apuesta fuerte por el deporte, por cualquier deporte, como lo demuestran los distintos convenios que mantiene con entidades deportivas del ámbito del fútbol, tenis, hípica, patinaje, vóley … Y en acciones internas como la creación de un Club de Triatlón o la inclusión en la asignatura curricular de Educación Física de una hora semanal de natación para sus alumnos a partir del curso 2018/19”.

Según su versión, en temporadas anteriores hubo problemas de esta índole, y desde la temporada 2014/2015 comenzaron a informarles de su malestar al respecto. En la temporada 2016/17 hubo una segunda comunicación del Colegio por email (25/10/2016), donde les indicaban que a pesar de la reunión con los padres que habían mantenido semanas atrás, seguían teniendo problemas graves de control. Y literalmente les decían: “Aprovecho para comentarte que cada día hay niños por el patio sin control o supervisión. Esto se produce tanto en las inmediaciones de la piscina, como en las pistas deportivas donde juegan a fútbol y/o baloncesto antes o después de su entreno. Por favor, hay que cortar esto de forma tajante, si no nos veremos obligados a tomar medidas de otra índole…”

En esa misma temporada, el 14 de septiembre del 2017, el Colegio pone en conocimiento de Eduardo Quemada, presidente del Club de Natación y Waterpolo Majadahonda, una serie de problemas de “falta de control de sus usuarios y de poco respeto por las instalaciones“, como podemos ver en el email que le remitieron, que literalmente dice: “…Quería comentarte que llevamos días con los vestuarios en un estado lamentable al acabar vuestros entrenamientos. Como sabes se limpian cuando acaba nuestra actividad y justo antes de comenzar la vuestra, y el estado en el que aparecen al acabar vuestros entrenamientos es lamentable como te digo (bolas de papel mojadas pegadas a las paredes y techos, suelos meados y un olor difícilmente soportable…). En cuanto a las gradas, se quedan llenas de restos de comida (envoltorios, cáscaras de frutos secos…)”.

Eduardo Quemada (centro), presidente del CNW

“A esto le unimos la infinidad de niños jugando solos por los patios sin vigilancia ninguna, el mal uso de instalaciones (puertas de las que se cuelgan los chavales hasta romperlas, golpes a dichas puertas para intentar abrirlas…). Esto es resultado de la poca o nula vigilancia de adultos unido a la falta de respeto por la instalación (El Colegio) de los chavales. Ayer lunes día 13, a las 18:15 aprox., había 7 u 8 niños subidos al techo de la piscina, corriendo y pisando las tuberías de la instalación de placas solares. Es una instalación sensible que estamos revisando por los posibles desperfectos que se hayan causado. La hora de salida (21:30) no se respeta prácticamente nunca, además de no revisar por vuestra parte los vestuarios al cerrar y volver a que les abramos el Colegio por haberse dejado algo en los vestuarios (mochilas, abrigos, …). Estamos muy preocupados, enfadados y nada a gusto con la situación. No vemos que estas situaciones se solucionen, sino todo lo contrario. Tenemos que hablar para acabar el curso lo mejor posible y plantearnos el futuro de nuestro acuerdo…”

“Aún y con toda esta circunstancia y las diferentes reuniones del Colegio con el Club para intentar reconducir los hechos sin éxito, se continuó con la colaboración durante toda una temporada más, la 2017/18, llegando al 17 de mayo del 2018, donde el Colegio se pone en contacto con el presidente del Club para informarle de la decisión de rescindir dicha colaboración“, sostiene el centro educativo. Por todo esto, desde el Colegio entienden que “no ha sido algo que el Club desconociera, ni ha sido una decisión sin previo aviso“, esperando que la entidad deportiva encuentre “un lugar que les acoja como ellos lo han hecho durante todo este tiempo y poder seguir realizando su actividad”.

Deja un comentario

Su correo no será publicado.