Suscripción Newsletter Boletín Majadahonda

Arribas está aprendiendo fútbol y gestión económica de este deporte en Mexico y EE.UU

MANU RAMOS. «Un día está en el área pequeña en Ciudad Juárez, una de las localidades más peligrosas del planeta, y otro aparece por Majadahonda, una confortable población madrileña. Es la agenda vital de Alejandro Arribas (Madrid, 1989)». Así comienza el reportaje del periodista José Luis Hurtado en el diario «Marca» titulado «Alejandro Arribas: defensa en Ciudad Juárez, empresario en Majadahonda: el futbolista español compagina su rol en la liga mexicana, jugando en una de las ciudades más violentas del planeta, con el de máximo accionista del club madrileño».

Alejandro Arribas. Foto: Hector Vivas/Getty Images

Y en el destaca que «los problemas no son un muro. Cuando termine la temporada, el Majadahonda espera nuevos inversores y patrocinadores. Mientras, la escuela de fútbol ya mueve casi un millar de niños, 770 de ellos federados», relata el periodista: «El objetivo es que el club se mantenga por sí mismo». Son las nuevas inquietudes de Arribas, lejos de «Falcao y Fernando Llorente, los delanteros que me hacían sufrir mucho». También está aprendiendo de la industria del fútbol en Mexico y EE.UU: Arribas percibe que en México «se intentan desarrollar aspectos de la NBA (baloncesto), NFL (fútbol americano), MLB (beisbol) o MLS (fútbol, que en EE.UU se llama «soccer«).

Arribas en «Los Bravos» de Mexico

A ello también contribuye Alejandra de la Vega, propietaria del Juárez, una empresaria mexicana que ha entrado en la portada nacional de Forbes y que está considerada como una de las mujeres más poderosas del país. En ese racimo de los negocios entró Alejandro Arribas en 2019, al convertirse en el máximo accionista del Rayo Majadahonda, la localidad en la que creció y dio sus primeras patadas al balón. Es su padre el que se ocupa del día a día mientras él prosigue con sus marcajes. Arribas certifica que el futbolista «ha progresado mucho en su formación. No en cuanto a que seamos universitarios. Me refiero a un nivel de inquietudes y a estar más conectados con la realidad. Doy los pasos para seguir aportando lejos del verde y poder devolver todo lo que yo he aprendido», señala el reportaje.

El recibimiento a Arribas fue muy cariñoso

El texto repasa su trayectoria en el Rayo Vallecano, Osasuna, Sevilla, Depor, Pumas y Oviedo como central y ahora jefe de la defensa del F.C. Juárez (Los Bravos): «Fue en diciembre de 2021 cuando este campeón de Europa League con el Sevilla en 2010 se aventuró por segunda vez en el fútbol mexicano tras su etapa en Pumas. «El director general del Oviedo, Joaquín del Olmo, se marcha a Juárez y cuenta conmigo. Se abría una puerta», relata el futbolista. Y es entonces cuando revela cual es su modelo:

El defensa central sigue teniendo gol cuando sube arriba

«La gestión del Villarreal es buenísima… y con sustento económico». Y es que es su «otro espejo, todavía lejano», por ser un club «con una gestión buenísima y un sustento económico fuerte como el de Roig. Desde ahí se potencian la plantilla, las instalaciones… es todo un proceso», dice Arribas, que no compara a su Rayo Majadahonda porque «tenemos poca masa social para ello. Están el Madrid, el Atleti, el Rayo, el Getafe… Es complicado tener un crecimiento rápido». En esta nueva ola, el nombre de Piqué aparece en el menú: «Es una experiencia ser futbolista, empresario, presidente… El Andorra subirá antes o después. Tiene más ventajas, como los impuestos o el presupuesto», pero considera al Rayo Majadahonda «mi vida. Estamos en la pelea por el ascenso y por volver al fútbol profesional».

 

 

Majadahonda Magazin