El ex secretario de Majadahonda denuncia presiones del ex alcalde Willy, concejales y funcionarios afines

Suscríbete gratis a nuestras noticias
captcha
José López Viña y Willy Ortega

AGENCIA EFE. El ex secretario del Ayuntamiento de Majadahonda ha declarado este viernes en el macrojuicio de Gürtel que se vio obligado a dimitir por las presiones del ex alcalde Guillermo Ortega y su grupo municipal, que le llegaron a decir ante las trabas que les ponía: “Ahora van a por ti”. José López Viña ha sido uno de los cuatro testigos que han iniciado la fase testifical del juicio. Algo nervioso y entre titubeos, López Viña ha relatado las coacciones que sufrió por parte de algunos funcionarios y del equipo de Gobierno del PP en Majadahonda y que le llevaron a dimitir de su puesto. Ha explicado que incluso se le llegó a hacer un expediente disciplinario por no haber comunicado debidamente que iba a faltar un día y que un empleado municipal le dijo que iban a por él.

No ha señalado a nadie más que a Ortega, que se enfrenta a 50 años de prisión por conceder supuestamente contratos a la trama a cambio de dinero, y ha desvinculado a los ex concejales José Luis Peñas y Juan José Moreno Alonso y a la ex mujer de Francisco Correa, Carmen Rodríguez Quijano, todos acusados. En relación con el expediente que se tramitó para implantar la Oficina de Atención al Ciudadano (OAC) en la localidad -para lo que se contrató a empresas de la Gürtel-, el testigo ha dicho que puso de manifiesto algunas deficiencias en el proyecto y que se las trasladó al ex director de Nuevas Tecnologías, Luis Valor San Román -también acusado-. Notificó la “imprecisión y falta de desglose” del proyecto y se reunió con San Román pero, según ha dicho, no se solventaron todas las deficiencias apuntadas.

Ortega, Correa y Bárcenas a la salida del juicio

También ha declarado hoy el director de una de las oficinas de la agencia de viajes Pasadena -propiedad de Correa-, quien ha afirmado que organizó viajes a algunos de los acusados, como el ex tesorero del PP Luis Bárcenas y los ex alcaldes Jesús Sepúlveda y Guillermo Ortega, y siempre bajo las órdenes del líder de la trama, que determinaba dónde iban a facturarse esos servicios. Según ha dicho, él solo cobraba a los clientes en la oficina por lo que la mayoría de esos viajes eran facturados en la sede central y pasaban bajo el filtro “Cliente Central”, del que siempre tenía conocimiento Correa. De hecho, en alguna ocasión ha admitido que Correa le llamó anunciando que Bárcenas iba a contactar con él para organizar un viaje y que “luego ya lo facturarían”. Pero cuando la fiscal Concepción Sabadell le ha enseñado un recibo de un viaje de Bárcenas que se hizo “de manera manual” y “ni siquiera había sido informatizado”, se ha extrañado mucho: “Es la primera vez que lo veo”. El testigo ha añadido que todo lo que se facturaba con relación al Partido Popular se hacía “desde Gerencia” y que Correa le llegó a decir en algún momento que “había problemas con el PP para pedir servicios” a Pasadena porque Correa había contratado a un hermano de Bárcenas para la agencia de viajes y se pasaba el día “limpiándose las gafas”. Según la Fiscalía, esta agencia del Grupo Correa financió multitud de viajes personales a los políticos del PP acusados a cambio de interceder para que las empresas de Gürtel recibieran contratos públicos.

Manuel de José López Viña y documento firmado por él en Majadahonda

EUROPA PRESS. Este viernes ha comenzado la fase testifical del juicio, en la que previsiblemente serán llamadas a declarar cerca de 300 personas. En esta jornada han declarado cuatro personas -una de los citados no ha acudido, ya que la Policía no ha conseguido localizarle- vinculados con los ayuntamientos de Estepona (Málaga) y Majadahonda (Madrid). El ex secretario del Ayuntamiento de Majadahonda José López Viña -que ha explicado concienzudamente cuál era su función en el consistorio y cómo se gestionaban los contratos públicos en base a la legalidad- ha lamentado que comenzó a recibir “presiones” cuando Guillermo Ortega llegó a la alcaldía. Ha explicado que estas “presiones” surgían cuando elaboraba informes que al equipo de Gobierno no les “gustaba”. López Viña ha insistido que él no ha intervenido en contratos menores, pero ha señalado que para tramitar los mayores es necesario el informe del secretario y, por tanto, el suyo. Asimismo, ha indicado que cuando conoció el presupuesto de la Oficina de Atención al Ciudadano (OAC), analizó este expediente y detectó que faltaba el desglose de las partidas contratadas. Aún así, ha dicho que no le pareció extraño que a este concurso sólo se presentase Technology Consulting Management (TCM), una de las empresas de Correa, porque “eso pasa”. José López Viña fue Oficial Mayor del Ayuntamiento de Majadahonda entre noviembre de 1985 y julio de 1994 y después de esos casi 9 años pasó a desempeñar el cargo de secretario general hasta febrero de 2004. Fue en esa fecha donde pasó a ocupar las funciones de secretario general y municipal en otro ayuntamiento de la Comunidad de Madrid tras dimitir en Majadahonda. El juicio se reanudará este lunes 27 de febrero, a las 09.30 horas, continuando con el interrogatorio de López Viña.

Deja un comentario

Su correo no será publicado.