España despide a Jesús Neira, polémico símbolo desde Majadahonda contra la violencia machista

Suscríbete gratis a nuestras noticias
captcha

Jesus_Neira-profesor-coma-violencia_de_genero-agresion_MDSIMA20150829_2454_14Todos los periódicos y medios de comunicación de España difundieron este fin de semana de forma unánime la noticia de la muerte de Jesús Neira, el profesor que se hizo célebre por defender a Violeta Santander, una mujer que estaba siendo golpeada por su pareja, el majariego Antonio Puerta, a las puertas del Hotel Majadahonda. Las imágenes de la doble agresión fueron noticia durante muchos meses en todas las televisiones españolas y a consecuencia de los golpes Neira estuvo hospitalizado más de 8 meses en el Puerta de Hierro de Majadahonda, el mismo centro sanitario donde murió.
951487Su agresor falleció por sobredosis tras pasar 2 años en la cárcel y la víctima, Violeta Santander, terminó siendo pasto de la “televisión basura” y acusando al propio Neira por su actitud, aunque ahora descansa en un hospital psiquiátrico. El profesor majariego, oriundo de Galicia y autor del libro “España sin democracia”, se convirtió también en un “juguete roto”: tras ser condecorado por PP y PSOE gracias a su valiente iniciativa, finalmente rompió abruptamente con su adalid, la presidenta Esperanza Aguirre. Fue sorprendido conduciendo en la M-40 con exceso de alcohol y cesado como presidente de un Consejo Asesor del Observatorio Regional contra la Violencia de Género, creado por el PP para él. Neira también había sido militante del Partido Socialista Popular (PSP) de Enrique Tierno Galván, hasta que encontró refugio bajo el paraguas del PP de Esperanza Aguirre. Fue enterrado este domingo y siempre fue un heterodoxo, un crítico del régimen de partidos en España. Quedará para la Historia, quizás a su pesar, como una referencia contra la violencia machista en nuestro país.

Jesus Neira y el padre de Violeta Santander
Jesus Neira y el padre de Violeta Santander

Jesús Neira: se va el hombre que no volvía la mirada” titula Javier Castro Villacañas en su obituario: “Conocí a Jesús Neira en el otoño de 1994. Fue en la cafetería de profesores de la Facultad de Ciencias Políticas en Somosaguas donde Jesús era profesor de Teoría del Estado. Había quedado con él por indicación de Antonio García Trevijano. Unos días antes habíamos presentado su libro ‘El Discurso de la República’ en el Paraninfo de la calle de San Bernardo en Madrid y teníamos la voluntad de seguir denunciando la falta de democracia en nuestro país. El éxito de aquella presentación, con el lleno y entusiasmo de los asistentes -participaron además tres de los cuatro directores de periódicos de aquella época en Madrid (Luis María Anson, José Luis Gutiérrez y Pedro J. Ramírez)-, había puesto más que nervioso al ‘stablishment’ del tardofelipismo”.

La célebre fotografía de Samuel Sánchez con Neira en el balcón del ayuntamiento majariego
La célebre fotografía de Samuel Sánchez con Neira en el balcón del ayuntamiento majariego

Muere Jesús Neira, el héroe que se convirtió en villano”, escribe Pedro Blasco en Voz Populi, donde recuerda que ha fallecido a los 62 años en el Hospital de Puerta de Hierro después de sufrir durante dos años constantes hemorragias, dicen que provocadas aún por aquella paliza. Neira, de 62 años, sufría severos problemas de salud en los últimos años, que le llevaron a estar ingresado en varias ocasiones. Así, el martes de esta semana ingresó en dicho hospital, donde permaneció en coma tras sufrir un derrame cerebral, falleciendo finalmente hacia las 11.45 horas. Hasta el 2 de agosto de 2008, Jesús Neira era un hombre más o menos conocido en ambientes periodísticos y universitarios. Ese día después de echar gasolina en una estación de servicio entró en un hotel de Majadahonda. Allí estaba Antonio Puerta, un hombre habitual en las clínicas de rehabilitación de toxicómanos. Neira iba con uno de sus hijos menores. Puerta con su novia Violeta Santander”.

neira-1Neira se había convertido en patrimonio de los españoles. Las mujeres, desde la izquierda a la derecha, alababan su valentía. Los hombres envidiaban su capacidad de reacción contra la injusticia, su arrojo. La salida del hospital de Majadahonda tras haber permanecido ingresado 256 días, muchos días en peligro de muerte, fue un acontecimiento mediático de primer nivel.  El héroe fue aclamado y aplaudido por los pasillos y la calle fue una fiesta. El 6 de agosto volvió al centro. Los médicos le colocaron una prótesis en la parte del cráneo que le quitaron para operarle de urgencia poco después de entrar en coma”, señala Blasco.

Necrológicas:
Javier Castro Villacañas (El Mundo)

Pedro Blasco (Voz Pópuli)

Isabel Munera (El Mundo)

Albert Castillón (La Razón)

Javier Barroso (El País)

Matías Antolín (Diario Palentino): “el hombre que dijo basta”

La historia de Jesús Neira (El Mundo)

Julio Tovar: así fue el caso Neira (Abc)

El proceso (El País)

Su propio conflicto judicial (El Plural)

Deja un comentario

Su correo no será publicado.