La boda de Ana Boyer y el tenista Fernando Verdasco pone a Majadahonda en todas las revistas del corazón

Suscríbete gratis a nuestras noticias
captcha

“Rodeada de todo el clan Preysler, la hija del exministro fallecido y la reina de la prensa del corazón contrae matrimonio en Mustique, el refugio favorito de su padre”, titula Mábel Galaz en “El País” para resumir la última noticia del cuore nacional que vuelve a poner a Majadahonda de actualidad, pues aparece mencionada en todas las crónicas al hablar de los restaurantes de la familia Verdasco, entre ellos La Rayúa majariega. Pero también la prensa “seria” recoge el evento en sus páginas. Y es que la hija del primer ministro socialista de Economía ya fallecido y el tenista internacional que es tataranieto de la “reina del cocido” ha hecho suspirar a media España cañí mientras la otra media mira de reojo. Este es un resumen de las crónicas:

El País: “En Mustique, a más de 7.000 kilómetros de España, ya se ha casado Ana Boyer con Fernando Verdasco en una boda a pie de playa y blindada para proteger la millonaria exclusiva que la pareja ha firmado con la revista ¡Hola!, la publicación que ha recogido como si de un álbum familiar se tratase la vida de la novia desde que nació. La elección del enclave de la ceremonia no es casual. La isla caribeña fue uno de los refugios favoritos de Miguel Boyer, el padre de la novia, y allí ha vuelto a modo de homenaje para celebrar su enlace con el tenista, con el que comparte su vida desde 2013. La boda se adelantó unas horas a causa del mal tiempo. Verdasco es el segundo tenista que entra en el famoso clan, ya que Enrique Iglesias, aunque sin estar casado, lleva con Anna Kournikova 15 años. Los Verdasco son una familia muy popular en Madrid por sus negocios hosteleros. Son propietarios de los dos restaurantes especializados en cocido más conocidos de la capital: La bola y El Café de Chinitas. El “clan del cocido”, como se les conoce, gestiona además otros dos restaurantes: La Rayúa, en Majadahonda y La Rayúa, en Malasaña. Verdasco tiene dos hermanas, Sara de 30 años casada con Juan Carmona, sobrino de Antonio Carmona, y Ana, de 19 años. A sus 34 años, no le queda mucha vida en las pistas de tenis a quien siempre ha declarado su intención de ser algún día actor. El clan, entonces, ganará así un nuevo artista”.

El Economista (Silvia Armesto): “El destino ha querido que “La China”, como se conocía a Isabel Preysler durante años en España por su procedencia filipina, y los dueños del famosos Café de Chinitas, emparenten gracias al amor entre sus hijos, Ana y Fernando, ya casados, según afirman diversos medios. La familia del protagonista de la semana, con permiso de Ana Boyer, posee además el restaurante madrileño de cocido más conocido: La Bola, junto al Senado. Lo gestiona Mara Verdasco, la prima de Fernando. El establecimiento tiene solera: lo fundó en 1870 una asturiana conocida como “La Rayúa”, Cándida Santos, tatarabuela del yerno de Isabel Preysler. La presentación del cocido en este local del barrio de Ópera es parte importante del ceremonial: el cocido se sirve en pucheros individuales de barro. Se disponen por separado, la sopa y el compango. No sería de extrañar que en el menú de La Mustique hubiera algún guiño al guiso madrileño aunque la temperatura y la humedad de la zona llaman más a la piña colada que al caldo de cocido y garbanzos”.

“El otro negocio de los Verdasco en la capital es que El Café de Chinitas, no menos conocido que el anterior. Éste lo regenta José, el padre de Fernando. Inaugurado hace casi medio siglo, los hermanos Verdasco tomaron como modelo y nombre el famoso local homónimo del centro de Málaga. Con su tablao flamenco incluido, es hoy uno de los más populares de la capital, visitado por turistas y vips nacionales y extranjeros. La Rayúa de Majadahonda y La Rayúa en el barrio de Malasaña, junto con La Cañada, en Boadilla del Monte, donde reside la familia, completan el imperio de los parientes políticos de Ana Boyer, señora de Verdasco, que desde ahora se integra en el clan como en su día hizo Olga Carmona, la madre de Fernando y protagonista junto a Ana de la reboda, puesto que es la madrina. Los Verdasco está muy unidos, no como los Boyer, que no estarán en la boda”.

Vanity Fair: Verdasco SA: un imperio a base de cocido madrileño”: Hoy, la mayor parte de su público siguen siendo extranjeros de clase media alta. Actualmente vienen muchos italianos, latinoamericanos y japoneses. El clan del cocido tiene además otros dos restaurantes: La Rayúa Majadahonda y La Rayúa en el barrio de Malasaña, ambos con el nombre de la carismática matriarca”.

2 Respuestas a "La boda de Ana Boyer y el tenista Fernando Verdasco pone a Majadahonda en todas las revistas del corazón"

  1. Avatar
    Carmen Sanchez Espinosa   10 diciembre, 2017 at 9:54 pm

    A Carmen Sanchez Espinosa le gusta tu enlace: “La boda de Ana Boyer y el tenista…”

    Responder

Deja un comentario

Su correo no será publicado.