El McDonald´s de Majadahonda genera fuerte tensión entre PP y Podemos

Suscríbete gratis a nuestras noticias
captcha

F. UTRERA. Como en el PCUS ruso pero sin el monolitismo de los regímenes comunistas y con numerosos titulares y anécdotas que convirtieron la larga jornada en una divertida sesión continua de cine club majariego. Seis horas de pleno en el Ayuntamiento de Majadahonda y el mayor enfrentamiento se produjo por un McDonald´s, concretamente el situado frente al Instituto Margarita Salas de la Avenida España y junto al Zoco, concesión municipal que expira después de 25 años. Fue el western del día con un “duelo al sol” entre “Manu” Ortiz (PP), concejal de Seguridad y “Pato” Mackey (Somos/Podemos), al que el primero se refirió, ya sin máscaras, como representante de la formación morada en la que también milita. Y se dijeron de todo: la concesión iba a renovarse para “sus amiguitos del McDonald´s”, vaticinó Mackey, pero resulta que Ortiz había trabajado de joven en el burguer para pagarse la carrera: “a diferencia de usted, no me ha pagado mi padre los estudios”, le espetó el dirigente del PP al de Podemos, en una suerte de papeles invertidos que dejó cariacontecido al personal.

Zacarías M. Maíllo

Hubo más sorpresas: es tanto el éxito de ese McDonald´s en Majadahonda que los políticos no lo usan pero sus hijos sí, según confesaron Zacarías M. Maíllo (PSOE) y Juancho Santana (IU). De hecho, sus jóvenes clientes se cuentan por miles, como todo el mundo sabe, además de los 39 empleos que genera y los 750.000 euros que dejó como canon a las arcas públicas, cotizando además 160.000 más anuales, IBI aparte.

Manuel Ortiz

Por si alguien dudaba de la crudeza del debate, Ortiz recordó una frase de Pablo Soto (Podemos) –“Y para mi próximo truco necesitaré una guillotina, una plaza pública y a Gallardón”- para señalarle a Mackey que “ese es su modelo de participación ciudadana”. Puro western, vamos. No fue la única trifulca del debate. El concejal popular acusó a Mackey de “falta de respeto y chulería” por recordar que el McDonald´s generaba “ruidos y malos olores”, pero Ortiz le replicó: “los mismos ruidos y quejas vecinales que generan los locales que usted frecuenta constantemente”.

Mackey, al fondo

A defender a Mackey salió Juancho Santana (IU): “usted es concejal de Seguridad Ciudadana, pero parece que a quien vigila es a los concejales”, en alusión a esas salidas nocturnas. Lo cierto es que otros miembros de la Oposición como Mercedes Pedreira (Centristas) aludieron a esos mismos “ruidos” y “olores”, pero fue Zacarías M. Maíllo quien tuvo que poner algo de cordura a un debate que amenazaba con irse de las manos: “si hay malos olores o ruido que se inspeccione cuando haya una denuncia y no hay tanta falta de equipamiento cultural en Majadahonda cuando la Casa de la Juventud, la Casa de la Cultura o el Alfredo Kraus están vacíos todas las mañanas y solo se llenan por la tarde. No podemos matar moscas a cañonazos” alegó el socialista mirando de esa forma al erario público, al igual que Ana Elliot (Cs): “a lo mejor la gente quiere un McDonald´s y no un espacio cultural”, como sugerían IU y Somos, aunque ella sí cree que hay carencias en este sentido. Por fortuna al final hubo pax majariega; Ortiz y Mackey intercambiaron palabras y disculpas al término del pleno en un tono mucho más amistoso.

El McDonald´s de Majadahonda aflora tensión “gástrica” PP-Podemos: “A mi no me pagó la carrera mi padre como a usted”

Proponente: Juancho Santana (IU). Intervienen: Manuel Ortiz (PP), Ana Elliot (Cs), Zacarías M. Maíllo (PSOE), Patricio Mackey (Somos), Mercedes Pedreira (Centristas).

Resultado de la votación: A favor del McDonald´s 14 (PP, PSOE), en contra 4 (IU, Somos), abstención 6 (Cs y Centristas).

Deja un comentario

Su correo no será publicado.