Romero de Tejada no recaudaba en Majadahonda: financiaba en Madrid el humorista José Luis Moreno

Suscríbete gratis a nuestras noticias
Inserta este código⬇ captcha

El ex alcalde de Majadahonda, Ricardo Romero de Tejada, protagonizó este miércoles toda la atención del juicio por el “caso Gurtel” junto al humorista José Luis Moreno, del que se dijo en la vista que financiaba al PP, según el ex concejal madrileño Jorge Barbadillo (PP). “Tras cerca de una hora y cuarto de interrogatorio, Romero de Tejada ha manifestado que si bien fue él quien propuso a Ortega como su sustituto al frente de la alcaldía, a partir de ese momento no intervino «ni en sus decisiones ni en su devenir», destaca el diario ABC. La agencia Efe recuerda, en cambio, que Romero de Tejada y José Manuel Fernández Norniella “fueron condenados por el caso de las tarjetas “black” de Caja Madrid, cuyo expresidente Miguel Blesa, también condenado por ese caso, ha sido hallado muerto de un disparo”. Y Europa Press subraya que Romero de Tejada propuso a Ortega como su sucesor “porque era un hombre de partido y porque tenía “muchos años de experiencia” en el Ayuntamiento. No obstante, ha apuntado que desde que entró en la Secretaría General del PP de Madrid no intervino “en absoluto” en las decisiones adoptadas en el consistorio. “Mi relación con Ortega en esa época era casi nula. Parece ser que le aconsejaron que tenía que marcar una raya, una franja con la Secretaría y con la gestión anterior y yo estaba de acuerdo con ello”, ha añadido. 

Abc (Marcelino Abad): Ricardo Romero de Tejada, ex secretario del PP de Madrid entre 1996 y 2004 y ex regidor de Majadahonda entre 1989 y 2001, y José Manuel Fernández Norniella, ex coordinador de las campañas de la formación regional entre 1999 y 2005, han declarado este miércoles como testigos en el juicio por la primera etapa de la trama Gürtel a petición del ex alcalde de Majadahonda Guillermo Ortega, cuya defensa solicitó su comparecencia para «aclarar cuál era la operativa de financiación de los distintos distritos y municipios, así como de la regional del PP de Madrid», y desvirtuar así la acusación que pesa sobre él por la presunta financiación ilegal de la formación en Majadahonda. Preguntado por cómo se financió la sede del partido en Majadahonda, ha asegurado que los recursos que se utilizaron en la misma procedieron de «las aportaciones de los afiliados, de la compra de loterías, de la realización de cenas benéficas y de las aportaciones de los cargos electos». «Que yo sepa no había aportaciones de terceros. No existían donativos de particulares ni de empresas», ha manifestado.

También ha rechazado haber recibido instrucciones de Génova para favorecer a empresas privadas mediante la adjudicación de contratos públicos, en contradicción con lo declarado por el propio Ortega, quien afirmó que el extesorero Álvaro Lapuerta le encargó la licitación de servicios municipales a las mercantiles del empresario Joaquín Molpeceres, que aparece en los «Papeles de Bárcenas» como donante de 60.000 euros. En este sentido, ha señalado que durante el periodo en que fue alcalde de Majadahonda «no hubo ni un contrato del ayuntamiento con las empresas del señor Correa, y si lo hubo habría sido algún contrato menor que no llegó a mi conocimiento». A este respecto, ha dudado de que Guillermo Ortega se ocupara de gestionar los servicios que el empresario ofrecía para organizar los actos electorales de los populares.

«Me imagino que estaría más a captar electores». «Yo no me reunía con él para fijar los actos. Majadahonda y Pozuelo no eran municipios prioritarios para nosotros», ha manifestado. De igual modo, ha explicado que si bien era la organización regional del partido la que diseñaba las diferentes campañas electorales en la comunidad de Madrid y en los distintos ayuntamientos, lo cierto es que los mismos «tenían una autonomía casi total» para utilizar sus recursos económicos. Finalmente, Romero de Tejada ha señalado que ni tenía relación con Luis Bárcenas ni conocía las cuestiones financieras ni los presupuestos electorales. «En los municipios el tesorero se encargaba de controlar los gastos e ingresos. Los presupuestos de las campañas regionales los llevaban los tesoreros regionales, y en el ámbito nacional, los nacionales»

AGENCIA EFE: El ex secretario general del PP de Madrid Ricardo Romero de Tejada ha dicho en el juicio de la trama Gürtel que las sedes locales, como la de Majadahonda, se financiaban con “loterías, rifas y cenas benéficas”, así como con aportaciones de parte del sueldo de los cargos, pero no con donativos de particulares. Romero de Tejada ha explicado este método de financiación en el juicio contra la trama corrupta, donde ha declarado como testigo a petición de la defensa del ex alcalde de Majadahonda Guillermo Ortega, al igual que el ex coordinador de campañas de la formación regional José Manuel Fernández Norniella.

Blesa y Romero de Tejada en su etapa de Caja Madrid

Ambos testigos, que fueron condenados por el caso de las tarjetas “black” de Caja Madrid -cuyo expresidente Miguel Blesa, también condenado por ese caso, ha sido hallado muerto de un disparo-, han sido llamados a declarar a petición de Ortega para “aclarar cuál era la operativa de financiación de los distintos distritos, municipios, así como de la regional del Partido Popular de Madrid”. El ex secretario general ha indicado que durante el periodo electoral sus funciones eran “netamente políticas y estructurales” por lo que las decisiones financieras las llevaba el presidente de la campaña, el tesorero o el responsable de actos. Al ser preguntado si recibían donativos de particulares, el testigo ha contestado: “que yo sepa no”, la misma respuesta con la que ha negado que la dirección nacional del PP le llamara para favorecer la concesión de licencias públicas a determinadas empresas.

EUROPA PRESS. El ex secretario general del PP de Madrid Ricardo Romero de Tejada ha afirmado este miércoles ante el tribunal de la Audiencia Nacional que juzga a los 37 acusados por la primera época de la trama Gürtel (1999-2005) que la sede del partido en Majadahonda se financió con cenas benéficas, aportaciones de los cargos electorales y rifas. Así lo ha manifestado en el juicio al cuál ha sido llamado como testigo por su cargo en el PP madrileño y su conocimiento sobre la organización de campañas, a solicitud de su sucesor en la Alcaldía de Majadahonda, Guillermo Ortega, a quién se le atribuye, entre otras cosas, la financiación ilegal de los ‘populares’ majariegos. Romero de Tejada -condenado por el uso fraudulento de las tarjetas ‘black’ de Caja Madrid y Bankia y procesado por la salida a Bolsa de esta entidad financiera- ha rechazado la posibilidad de que las sedes municipales del PP se financiasen por “aportaciones de terceros”. En esta línea, ha negado haber recibido, durante su etapa como alcalde de Majadahonda, una llamada de la sede nacional del partido con la instrucción de favorecer a alguna empresa.

Guillermo Ortega destacó en su declaración que el ex tesorero del PP Álvaro Lapuerta -cuya presunta responsabilidad en esta causa esta archivada por demencia sobrevenida- le llamó en una ocasión para que adjudicase contratos públicos municipales a las empresas Licuas y Coarsa, propiedad de Joaquín Molpeceres -que aparece en los denominados ‘Papeles de Bárcenas’ como donante de 60.000 euros a la formación política–, porque era “gente que colaboraba con la casa”. Preguntado por la financiación de las campañas electorales, ha destacado que la sede nacional elaboraba un presupuesto que asignaba a la regional y éste se encargaba de distribuirlo. Así, ha apuntado que para el PP de Madrid las campañas de Majadahonda o de Pozuelo -el otro municipio madrileño implicado en los primeros años de actividades de la Gürtel durante la gestión del exmarido de la exministra Ana Mato, Jesús Sepúlveda– no eran “prioritarias” como sí lo pudieron ser las del distrito de Carabanchel.

Romero de Tejada ha querido apuntar que los actos electorales de la localidad en la que fue alcalde eran “muy sencillos” y acorde al presupuesto. Asimismo, ha aseverado que duda que Ortega contratase servicios relacionados con la organización de las campañas porque no “tenía capacidad para encargarlos”. “Desde que me he ido he pisado ese Ayuntamiento tres veces”, ha dicho. Sólo ha intervenido a la hora de revisar la lista de candidatos a las elecciones, al ser el secretario general de los ‘populares’ madrileños, para ver si éstos -que no hacía falta que fuesen de su “confianza”, ha dicho- eran los idóneos, ha explicado.

Asimismo, ha afirmado que era “público y notorio” que el ‘cabecilla’ de la trama Gürtel y empresario, Francisco Correa, y Ortega tenían una relación, aunque no ha sabido precisar de qué tipo. Sobre el líder de la red corrupta ha dicho que le conocía porque era quien “se ganaba los concursos para montar los actos electorales, los telones, las luces” en el PP, pero que él como alcalde nunca requirió sus servicios porque ya los tenían “cubiertos”.

El humorista José Luis Moreno financiaba al PP, según el ex concejal Barbadillo

Otras de las personas que han testificado este miércoles ha sido el ex secretario de Hacienda José Manuel Fernández Norniella -también condenado por las tarjetas ‘black’ de Caja Madrid y Bankia y procesado por la salida a Bolsa de la entidad-. Al igual que Romero de Tejada, ha señalado que hay un presupuesto nacional que se hacía llegar a la sede regional y ésta distribuía a cada municipio. “Algunos servicios se encontraban globalmente como las banderolas y a cada pueblo le tocaba una parte”, ha agregado. El exconcejal madrileño Jorge Barbadillo declaró que a Ortega y a él les habían echado de sus cargos por no “ayudar lo suficiente” al empresario Molpeceres y al artista José Luis Moreno, respectivamente, personas que aportaban “mucho” al partido.

Deja un comentario

Su correo no será publicado.