Cuba entra en la campaña electoral de Majadahonda como “Manjatan de mis amores” y con los huesos de Torriente

Suscríbete gratis a nuestras noticias

JORGE RUBIO. Son varios los protagonistas de la actualidad política de Majadahonda y desde MJD Magazin difundimos con pluralidad todas sus iniciativas y comunicados. Desvelan en la web “Españoles de Cuba” que el socialista Manuel Fort previó en Majadahonda el resultado de las elecciones. El reciente resultado de las elecciones generales que han tenido lugar en España ha suscitado un gran interés a nivel global y son muchos los análisis que se hacen desde diferentes ópticas. Uno de ellos lo ha realizado Carlos Cabrera en la publicación Españoles de Cuba en el que revela que el candidato del PSOE Majadahonda, Manuel Fort, intuyó el triunfo de Pedro Sánchez en los comicios: “En el ámbito personal, me toca consolar a Irene, muy afectada por la derrota, con un whatshapp muy suyo: ¡Papá….!, felicitar a mi amigo Manuel Fort, que me pronosticó desde el primer día lo que pasaría esta noche e intentar dormirme con el consuelo de que, al menos en Manjatan (Majadahonda de mis amores) el PP siguió siendo la lista más votada, como ocurrió en Pozuelo de Alarcón, donde su alcaldesa, Susana Pérez Quislant ha hecho un trabajo notable”, detalla Cabrera, que califica este proceso electoral como una primera batalla política que “se saldó con una victoria democrática del centrismo y la derrota de los extremos”, según su interesante artículo.

Cuba recurre a los independentistas catalanes y Podemos para gastar dinero en identificar los restos de una fosa común del soldado cubano caído en Majadahonda Pablo de la Torriente (periodista). “Pablo de la Torriente Brau llegó a Madrid en septiembre de 1936 procedente de Estados Unidos para cubrir como corresponsal de prensa las informaciones sobre la Guerra Civil. “Me voy a España, a la revolución española. A ver un pueblo en lucha. A conocer héroes…”, dijo a sus familiares antes de partir de Nueva York, ciudad en la que vivía exiliado de la dictadura cubana de Gerardo Machado. Cayó en el frente a los pocos meses”. Con estas palabras, la periodista Silvia Angulo relata en La Vanguardia la llegada del periodista y miliciano cubano Pablo de la Torriente Brau a España para cubrir la Guerra Civil.

Un suceso que terminaría con su muerte en Majadahonda (aunque un recorte de prensa de la época afirmaba erróneamente que fue en Pozuelo) y que elevó al periodista a la categoría de héroe nacional en Cuba. Ahora, el gobierno cubano quiere repatriar los restos de Pablo de la Torriente y para ello ha firmado un convenio con la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona para “recuperar, identificar y repatriar los restos de Pablo de la Torriente“. Y la noticia concluye así: “El 19 de diciembre del 36 falleció combatiendo en Majadahonda y fue enterrado en el cementerio de Chamartín. Antes de que las tropas franquistas llegasen a las puertas de Madrid, sus restos embalsamados fueron trasladados a Montjuïc con la intención de ser repatriados a Cuba, pero esta empresa de la que se debía ocupar su amigo (el poeta) Miguel Hernández no pudo llevarse a cabo y sus restos permanecen aún –presumiblemente– en una fosa común del camposanto barcelonés”.

Suscríbete
Recibir aviso
guest
1 Comentario
Comentarios en línea
Ver todos los comenarios
Jose Luis Santos Hernandez
Jose Luis Santos Hernandez
hace 1 año

Jose Luis Santos Hernandez reaccionó a tu enlace