Correa: “el origen de Gurtel es el desgraciado Ortega, Esperanza Aguirre está absolutamente equivocada”

Suscríbete gratis a nuestras noticias
captcha

1476350947_817698_73912400_fotograma_2 AGENCIA EFE. “Yo no sé la cantidad de dinero exacta que yo he llevado al Partido Popular, correspondiente a haber gestionado obras; puede ser que hayan sido mil, que haya sido más o menos”. Antes de estas revelaciones, el cabecilla de Gürtel ha asegurado que él se encargaba personalmente de pagar las comisiones a los políticos: “Quedaba con ellos y les daba el sobre”, ha asegurado. Además de a Bárcenas ha señalado al ex diputado Jesús Merino, el ex consejero madrileño Alberto López Viejo, los ex alcaldes de Pozuelo y Majadahonda, Jesús Sepúlveda y Guillermo Ortega, los ex concejales de este municipio José Luis Peñas y Juan José Moreno, y el ex viceconsejero madrileño Clemente Aguado. Solo ha exculpado a uno de los políticos acusados, el ex concejal de Estepona Ricardo Galeote. De Sepúlveda, ex marido de Ana Mato, ha concretado que las “atenciones” hacia él fueron la compra de un coche o el pago de viajes y fiestas de cumpleaños para su familia, mientras que de López Viejo ha reconocido que se repartió con él un millón de euros de una contrata de limpiezas del Ayuntamiento de Madrid. Ha aprovechado para desmentir a la ex presidenta del PP madrileño Esperanza Aguirre cuando dijo que el caso Gürtel lo destapó ella. “El origen de Gürtel no es lo que dice Esperanza Aguirre, está señora está absolutamente equivocada” y lo ha situado “en Majadahonda” y que fue Guillermo Ortega, su ex alcalde, “el desgraciado, porque cayó en desgracia”, que lo descubrió. De Majadahonda procedía el concejal José Luis Peñas, también acusado en esta causa y cuyas grabaciones a Correa dieron lugar a la investigación de esta trama corrupta. Sobre Peñas, el cabecilla de Gürtel ha asegurado que el exedil le denunció después de negarse a darle “los últimos diez millones de pesetas” que le había pedido, porque ya “le había dado mucho dinero” para ayudarle cuando fue expulsado del PP.

cupjh7yweaa-i9fEUROPA PRESS: Correa explicó a la fiscal Anticorrupción Concepción Sabadell que perdió la confianza en la exdirectiva de Easy Concept Isabel Jordán tras descubrir que gastó con tarjetas de la empresa cerca de 400.000 euros en apenas tres meses. Entre los gastos estaban compras en boutiques de lujo como Loewe, Chanel y Louis Vuitton. También descubrió que obligó a sus empleados a sacar de caja 240.000 euros de las cuentas de la entidad. Correa ha querido con ello justificar cómo Jordán, tras perder su confianza, realizó “una especie de trío” junto con los exconcejales de Majadahonda (Madrid) José Luis Peñas y Juanjo Moreno, que fueron quienes le grabaron durante meses y denunciaron a la Fiscalía, según Correa hacerle “daño”. Ha añadido que descubrió la actuación de Jordán a través del exasesor del Ayuntamiento de Madrid y también procesado en este juicio Javier Nombela, a quien había situado en Easy Concept junto con otra persona, el empresario Pau Collado (a quien Jordán nunca aceptó), con el objetivo de diversificar el negocio de la compañía porque su subordinada se dedicaba por entero a los contratos con la Comunidad de Madrid. ”

Felisa Jordán alias "Isabelita"
Felisa Jordán alias “Isabelita”

“No la denuncié porque tenía una niña de seis años y nunca he denunciado a nadie”, ha afirmado el empresario, señalando que lo que suelen hacer en estos casos es que la persona que actúa de forma incorrecta dimita y se vaya. “Ella decía que cobraba por adelantado el 15% que se le había prometido, pero eso es una mala praxis, cometió un error”. Según ha explicado, tuvo conocimiento de que estaban grabando sus conversaciones porque así se lo dijo Moreno. Este dato provocó gran preocupación en sus socios Pablo Crespo y Álvaro Pérez ‘El Bigotes’ pero no en él: “Me importa un rábano que me estén escuchando; yo no he matado a nadie ni soy el socio de Bin Laden ni nada de eso”, ha recordado que les dijo. También se ha referido a la traición de Peñas y Moreno, que prácticamente vivían en su casa y a los que había ‘adoptado’ por su tendencia a defender “las causas pobres”. “Alguien que estuvo en mi casa viviendo, comiendo y cenando dos años, con mi hija en sus brazos, que le llamaba tío Pepe, para luego denunciarme. Sobran las palabras”, ha dicho.

Deja un comentario

Su correo no será publicado.