La Oposición de Majadahonda convierte el agua en “derecho fundamental” y evita la privatización del Canal

Suscríbete gratis a nuestras noticias
captcha

canalisabelJORGE RUBIO. La privatización del Canal de Isabel II, que nutre de agua en régimen de monopolio a todos los municipios de Madrid, entre ellos Majadahonda, provocó un naufragio en las filas del PP, ya que perdió la votación en la que pretendía paralizar este bloqueo, pues Majadahonda forma parte de su Consejo de Administración como uno más de los 120 municipios madrileños que la integran. Para intentarlo, puso en juego a uno de sus mejores cañoneros, el teniente de alcalde Manu Ortiz, pero aunque lanzó fuego graneado sobre PSOE, Somos e IU, solo logró atraer el voto de Centristas. Al final de la batalla naval, eso sí, hubo muchos desperfectos.

Captura de pantalla 2016-01-26 a las 10.05.43Somos Majadahonda e Izquierda Unida habían llevado al Pleno del Ayuntamiento una moción con la que se planteaba la paralización inmediata del proceso de privatización del Canal de Isabel II. Esta iniciativa partía de un conjunto de agrupaciones y plataformas que persiguen que la titularidad del Canal permanezca en manos autonómicas y que garanticen el acceso sin trabas a un recurso como el agua. A lo largo de su intervención inicial, Juancho Santana (IU) señaló los diversos motivos por los que este organismo debe mantenerse exclusivamente bajo la titularidad pública para evitar que se produzcan cortes de suministro en aquellas personas que no pueden hacer frente a sus facturas.

albertomoreno
Alberto Moreno (Somos)

“Estoy de acuerdo en que el Canal de Isabel II debe ser público”, señaló Mercedes Pedreira (Centristas), pero al tiempo destacaba que esta compañía “100% pública no puede ser, ya que hay algunas cuestiones que pueden quedar y deben quedar en manos privadas”. Con esta invitación sobre la mesa, sugirió la incorporación a la moción de una enmienda “transaccional” que no fue incluida al considerar Juancho Santana que no le correspondía a él aceptarla ya que en la moción estaban implicadas muchas más personas. Alberto Moreno (Somos Majadahonda) destacó en su intervención que “en donde algunos ven negocios, nosotros vemos derechos fundamentales” y que “el agua es un derecho fundamental y exigimos que sea un bien público al servicio de los ciudadanos”. Por su parte, Silvia Rey (Ciudadanos) sostuvo que “en Ciudadanos defendemos la gestión pública” de estos servicios y que “al drama de quedarse sin agua, se une le hecho de que debe hacerse un desembolso que no todos los ciudadanos pueden asumir. Queremos implantar el derecho humano al agua en nuestra comunidad“.

Manuel Ortiz (PP)
Manuel Ortiz (PP)

Manuel Ortiz (PP) fue el encargado de defender las posiciones del equipo de gobierno con su habitual oratoria cargada de ironía, puyazos y dardos hacia la oposición. Los socialistas fueron los principales afectados por la intervención de Ortiz, pero no los únicos: mostró su asombro ante “las críticas del PSOE cuando en la Asamblea de Madrid se abstuvieron” en este mismo tema. “Mintieron en 2012 al decir a los ciudadanos que les íbamos a quitar el agua a los ciudadanos y que se la íbamos a dar a uno señores muy malos”. A Santana (IU) le señaló que incluso Cuba “gestiona el agua una empresa mixta”, de la que forman parte los españoles de Acciona, “el régimen cubano, por supuesto y un empresario canario llamado Enrique Martinón Armas”.

Silvia Rey
Silvia Rey (Cs)

Más adelante recordó que Tania Sánchez, ex pareja de Pablo Iglesias cuando era concejal de IU Rivas Vacia Madrid y hoy diputada de Podemos, votó a favor de la gestión mixta del Canal, como lo hizo también la alcaldesa cordobesa de IU, Rosa Aguilar, que se hizo “tránsfuga” para ser ministra del PSOE. Ortiz  se reservó a Alberto Moreno para el final, cuando rememoró su etapa como alto cargo de la Generalitat que “privatizó el agua en Cataluña”, a lo que el aludido le replicó que no fue él sino el Ejecutivo anterior de CiU. Después el concejal popular sentenció su intervención con acuosa metáfora: “se ahogan en sus propios argumentos”. Por último, dejó caer la pregunta a la oposición de si “consideraban lesivos los 217.000 euros que han recibido el Ayuntamiento como dividendos del Canal” y concluyó: “Si no es verdad lo que digo, que venga Marx y lo vea”.

juancho-santana
Juancho Santana

Juancho Santana cerró la intervención destacando que el modelo mixto actual de gestión del agua fue un “chantaje” ante el que los municipios poco pudieron hacer por la tesitura en que les puso la mayoría absoluta del PP: “si un pueblo quería agua ¿la cogía o se quedaba desabastecido?”. Por otro lado, recordó que una de las victorias frente al Canal fue el rechazo a la tasa de alcantarillado, que la empresa imponía y ante la que Narciso de Foxá terció para recordar que él nunca la aceptó y por eso la echó para atrás en Majadahonda.  Santana agregó que había sido la población con su rechazo a estas políticas privatizadoras la que había disipado el interés de posibles compradores del Canal. La moción se aprobó finalmente con 13 votos a favor (Ciudadanos, PSOE, Somos Majadahonda e IU), 11 votos en contra (PP) y una abstención (Centristas).

Deja un comentario

Su correo no será publicado.