Suscripción Newsletter Boletín Majadahonda

Darío Villanueva, ex director de la Real Academia de la Lengua y ganador del Premio Umbral que patrocina la ciudad de Majadahonda

LIDIA GARCIA. Si el justo vencedor del Premio Umbral 2021 no se «muerde la lengua» con su libro, todos sus lectores también tienen su derecho a hacer lo propio. Y es que no termina de encontrar su sitio el Premio Francisco Umbral en la ciudad que lo patrocina. Frente al éxito mediático y la «justicia poética» que suele reconocer y catapultar aún más a su autor (son siempre escritores reconocidos que tienen en promoción su último libro), la ciudad permanece ausente por mandato expreso de sus alcaldes. La Fundación Francisco Umbral recibe una subvención y los 12.000 euros del premio que se pagan con el erario público municipal, junto a una escultura de Alberto Corazón, pero el acto de entrega se celebra en Madrid, ningún miembro del jurado posee arraigo ni relación con la ciudad ni esta sale demasiado mencionada en las crónicas ni críticas, ya que ni siquiera el galardón lleva su nombre como apellido. De ahí que salvo la foto con el alcalde que difunde la Fundación, la ciudad Majadahonda no salga apenas reflejada en los medios. Recientemente, el grupo municipal de Ciudadanos (Cs) apuntaba como un logro que el reconocimiento al menos se fallara en Majadahonda y esta vez, gracias al empeño del concejal de Cultura, Manuel Troitiño, así se hizo. Pero ahí acabó todo: una nota de prensa de la Fundación despachada a las agencias y la difusión que hacen los periodistas y profesores miembros del jurado vinculados al Grupo Vocento (ABC) y Unidad Editorial (El Mundo) hizo el resto, ya que este año se «descolgó» del mismo el habitual representante de «El País», Juan Cruz. Estas son las principales reseñas:

AGENCIA EFE. «Darío Villanueva, escritor y exdirector de la Real Academia Española y la Asociación de Academias de la Lengua Española (ASALE), se alzó este 11 de enero (2021) con el Premio Francisco Umbral al Libro del Año 2021 que otorga la Fundación Francisco Umbral por el ensayo «Morderse la lengua. Corrección política y posverdad». Tras conocer el fallo del jurado del undécimo Premio Francisco Umbral, Villanueva aseguró que está muy satisfecho con «Morderse la lengua»: «es mi estreno como ensayista de temas no estrictamente literarios y es un libro que me está dando muchas alegrías. Quizás porque salió en el momento oportuno, la posverdad y la corrección política están en el candelero y a todos nos afecta», concluye.

EUROPA PRESS. La Fundación Francisco Umbral ha otorgado el undécimo Premio Francisco Umbral al Libro del Año 2021 al exdirector de la Real Academia Española (RAE) y académico, Darío Villanueva por su obra ‘Morderse la lengua’ (Espasa). El premio está dotado con 12.000 euros (cantidad con la que el Ayuntamiento de Majadahonda contribuye como patrono a la Fundación Francisco Umbral). Las obras que optan son libros escritos en castellano y editados entre el 1 de enero y el 31 de diciembre de 2021. Villanueva aborda en ‘Morderse la lengua’ (Espasa) varios ejemplos de corrección política y posverdad actual, especialmente en el lenguaje, y entre ellos también rescata la problemática que genera el lenguaje inclusivo. «El problema estaría en confundir el feminismo con la gramática, porque son cosas completamente distintas. La lengua no crea las realidades, porque la cosa es antes de la palabra», señalaba en una entrevista con Europa Press Villanueva, quien no obstante no dudaba en calificar al feminismo como «la revolución más importante y trascendente del siglo XX. Los intentos de corrección política inspirados en el feminismo que intentan alterar la naturaleza de la lengua, con el supuesto de que esto permite los avances en la lucha por la igualdad de la mujer, suponen un error. Y eso da bastantes problemas y confusiones», añadía. En su libro, Villanueva recuerda el encargo que recibió la academia en 2018 para elaborar un informe sobre el lenguaje inclusivo en la Constitución. «Aquello fue un poco raro, cuando la vicepresidenta habló en el 40 aniversario de la Constitución de que estaba escrita en masculino no se había hablado con la RAE», explicaba. «Luego vino la petición del informe y lo que se solicitaba era muy previsible, así lo dije de manera inmediata. Pero la Academia no se puede negar a una petición de esas características, porque si hubiese escurrido el bulto se habría desacreditado por completo», finaliza.

ANTONIO LUCAS. «Darío Villanueva, ex director de la Real Academia Española y académico de número de la RAE, pasó tiempo observando una anomalía instalada a lo largo en las sociedades occidentales. Está en el habla, en la escritura, en las relaciones sociales, en los comportamientos, en uso de la política (principalmente), en casi todo. Esa anormalidad se fue incrementando en los últimos años y entraron nuevos elementos dispuestos a zarandear un tablero de juego con reglas cada vez más recalcitrantes, más perversas. El término con el que se abrazó esta irregularidad de la convivencia prosiglo XXI viene de unas cuantas décadas atrás, pero en los últimos años tomó impulso: es la corrección política, una de las formas de la censura posmoderna». Lea la crónica completa.

La foto del alcalde no podía faltar

FUNDACIÓN FRANCISCO UMBRAL (Comunicado): «El undécimo Premio Francisco Umbral al Libro del Año 2021 ha sido para Darío Villanueva por el ensayo «Morderse la lengua. Corrección política y posverdad», editado por Espasa. El premio está dotado con 12.000 euros (cantidad con la que el Ayuntamiento de Majadahonda contribuye como patrono a la Fundación Francisco Umbral), y una escultura diseñada por Alberto Corazón. El fallo ha tenido lugar en la sede de la Fundación, en la biblioteca municipal Francisco Umbral en Majadahonda, donde se ha reunido el jurado presidido por Manuel Llorente, periodista del diario «El Mundo», e integrado por Carlos Aganzo, poeta, director de Relaciones Institucionales de «El Norte de Castilla» y subdirector de la Fundación Vocento; César Antonio Molina, escritor y ex ministro de Cultura; Fernando R. Lafuente, Secretario de Redacción de la «Revista de Occidente»; Fanny Rubio, poeta, escritora y catedrática de Literatura de la UCM y Santos Sanz Villanueva, crítico y catedrático de Literatura de la UCM. El jurado ha decidido otorgar el premio, por mayoría, a Darío Villanueva por su ensayo «Morderse la lengua»: «Ha estado muy reñido, porque este año se han publicado muchos libros de calidad. Quizás ha sido el efecto de la pandemia. Destacamos también que después de «Transición» de Santos Juliá es la segunda vez que se otorga este premio a un ensayo, pues resulta una lectura muy relevante en estos momentos de despiste y confusión de la sociedad», ha indicado Manuel Llorente, presidente del jurado. Al recibir la noticia, Villanueva ha declarado: «Estoy muy satisfecho con «Morderse la lengua». Es mi estreno como ensayista de temas no estrictamente literarios y es un libro que me está dando muchas alegrías. Quizás porque salió en el momento oportuno, la posverdad y la corrección política están en el candelero y a todos nos afecta. Estoy muy contento con el Premio y me emociona mucho. Yo he sido un gran admirador de Paco».

«María España, presidenta de la Fundación Francisco Umbral, ha comunicado a Darío Villanueva la noticia y además ha comentado que Paco también era un gran admirador suyo. El alcalde de Majadahonda, José Luis Álvarez Ustarroz, ha felicitado al ganador de esta edición y ha agradecido el compromiso y apoyo al Premio Francisco Umbral; «un galardón que vincula la ciudad de Majadahonda y su cultura a la obra de grandes escritores, lo que, sin duda, supone un auténtico orgullo, honor y privilegio para todos los majariegos», ha asegurado. Los ganadores anteriores han sido: «Las cuatro esquinas», de Manuel Longares (2011); «La cabeza en llamas», de Luis Mateo Díez (2012); «En la orilla», de Rafael Chirbes (2013); «Réquiem habanero por Fidel», de J.J. Armas Marcelo (2014); «Desaprendizajes», de José Manuel Caballero Bonald (2015); «Patria», de Fernando Aramburu (2016); «Transición», de Santos Juliá (2017); «Sur», de Antonio Soler (2018); «Tiempos recios», de Mario Vargas Llosa (2019) y «Las maravillas», de Elena Medel (2020). La Fundación Francisco Umbral nació el 12 de enero de 2009 con el objetivo de estudiar, preservar y difundir la obra, tanto periodística como literaria, de este escritor, además de servir a nuestra cultura ayudando en el fomento de las letras y del idioma español. Por todo ello, la Fundación decidió poner en marcha este premio a la creación literaria». Lea todas las reseñas de los medios de comunicación aquí.

 

 

 

 

Majadahonda Magazin