Sanidad Majadahonda: la inmunidad colectiva actual es del 5% y se necesita un 60%

Suscríbete gratis a nuestras noticias

LIDIA GARCIA. “España ya dispone la primera ‘fotografía’ del estado inmunitario de su población con respecto a la Covid-19. Según los datos del estudio ENE-COVID-19, realizado por el Instituto de Salud Carlos III de Majadahonda, sólo un 5% de los españoles -aunque con grandes diferencias entre las regiones- se ha contagiado. ¿Qué supone eso? ¿Estaba dentro de las previsiones del Gobierno? ¿Qué supone que sólo un 5% de la población se haya contagiado? En primer lugar, demuestra que el país está muy lejos de alcanzar la llamada inmunidad de grupo o de rebaño que, según los especialistas, debe rondar al menos el 60%. Si este porcentaje de la población tiene anticuerpos frente al virus, la capacidad del patógeno para diseminarse disminuye, por lo que quienes aún no se han contagiado tienen cierta protección. “Hasta que no esté protegido el 60% o el 70% de la población, este virus puede seguir originando brotes”, explica el Dr. Ángel Asensio, jefe del servicio de Medicina Preventiva del Hospital Universitario Puerta de Hierro de Majadahonda (Madrid). “Mientras el virus siga circulando, la única manera que tenemos de evitar la transmisión es el distanciamiento, la higiene de manos y la mascarilla”, subraya.

Cristina G. Lucio, periodista especialista en Salud

La periodista Cristina G. Lucio “El Mundo” revela con estas palabras que los resultados que se hicieron públicos este miércoles 13 de mayo (2020) “corresponden a la primera fase del estudio, que seleccionó a unos 36.000 hogares. A todos los miembros de esas familias, se les sometió a un test rápido de anticuerpos que se acompañó, posteriormente, de una segunda prueba serológica de anticuerpos. La segunda fase arrancará el próximo lunes ya que, tal y como señaló Marina Pollán en rueda de prensa, “esto es solo una foto pero necesitamos un vídeo de cómo evoluciona la pandemia y la protección frente al virus”. Por otro lado, esta cifra también pone de manifiesto que la gran mayoría de los casos no se han detectado. Según las últimas cifras oficiales, en España se han hecho un total de 229.540 diagnósticos mediante PCR. Sin embargo, la estimación de que un 5% de la población tiene anticuerpos frente al virus supone que más de dos millones de personas han estado en contacto con el virus.

Según la información que ha proporcionado Marina Pollán, directora del Centro Nacional de Epidemiología (Majadahonda), hay una gran variabilidad geográfica en cuanto al volumen de afectados, “con mayor proporción de positivos en los residentes de grandes ciudades y en las provincias del centro de la península”. Por su parte, el Dr. Asensio recuerda que la estimación siempre se realiza teniendo en cuenta unos intervalos de confianza que, en el caso de Soria, oscilan entre el 11,5% y el 17,4%. Esto es así porque “al ser un muestreo y no haber hecho pruebas de inmunidad a toda la población, no tenemos la medida precisa, sino un rango en el que estamos seguros dónde está la medida“, aclara sobre una muestra que también se realizó en algunos domicilios de Majadahonda. Y añade: “En Madrid, la prevalencia es del 11,3% pero el intervalo de confianza está entre 9,8% y 13%, es decir que, desde el punto de vista estadístico, no existen diferencias entre Soria y Madrid”, concluye el reportaje.

Mapa mundial del coronavirus

BBC: ¿CÓMO AUMENTAMOS LA INMUNIDAD SI NOS QUEDAMOS EN CASA? LA DIFICIL TESITURA DE ELEGIR ENTRE LO MALO Y LO PEOR. Cuanto más tiempo se cierra el país, más sufre la economía, pero también menos personas se infectan. Eso es bueno para proteger el sistema de salud, pero los expertos señalan que también crea un problema porque no permite que las personas desarrollen inmunidad en cantidades suficientes para alcanzar la llamada inmunidad colectiva o de rebaño. El ex jefe de los Centros para el Control de Enfermedades (CDC), Tom Frieden, cree que incluso en los lugares críticos como Nueva York, solo el 5-10% de las personas han sido infectadas. Para obtener la inmunidad de rebaño, el 60% de la población debe haber sido infectada. Bossert dice que EE.UU. podría tener que reabrir sin la cantidad de datos que a los científicos les gustaría tener, porque el costo económico de permanecer cerrados durante el tiempo suficiente para obtener esos datos es demasiado alto. También advierte que no habrá suficientes tests en el país para fines de abril como para reabrir el país con el grado de confianza que a los líderes políticos les gustaría tener, señala la BBC.

LAS PROFECIAS DE ANGELA MERKEL DEL 10 DE MARZO: “SE NECESITA UN 60% DE CONTAGIO”: La canciller alemana Angela Merkel dejó estupefactos y en silencio a los legisladores que la escuchaban el martes 10 de marzo de 2020, al inicio de la crisis mundial por la pandemia de coronavirus. Fue cuando anunció que hasta un “60 o 70% de los alemanes se infectarán con el coronavirus”. Y añadió: “Enfrentamos un desafío que nunca antes habíamos tenido. Realmente depende de nosotros”, dijo Merkel, según contó el diario alemán Bild. En esos días, Merkel fue informada permanentemente sobre la evolución de la enfermedad por el ministro de Salud, Jens Spahn y por su ministra de Relaciones Exteriores, Helge Braun, quien había señalado que muchos eventos tendrían que ser cancelados para retrasar la propagación del virus. El ministro de Salud confirmó el análisis del canciller. “Debemos esperar hasta el 60% o 70% de la población infectada, si no es posible desarrollar y utilizar una vacuna preventiva”. Spahn, sin embargo, señaló que “el 80% de las personas infectadas superarían la epidemia casi sin síntomas”, según informó el diario alemán. Merkel, sin embargo, no habló de tomar medidas drásticas como las que ha tomado Italia, que ordenó una prácticamente cerrar el país y limitar los movimientos entre ciudades a los imprescindibles. Según Spahn, hay 28.000 camas disponibles en Alemania para atender la crisis. Según sus estimación, la mayoría de los contagiados no necesitarían ser hospitalizados, sino que podría guardar una cuarentena en sus hogares. “Ahora se trata de mantener estable el sistema de salud y la vida social”, pidió Spahn.

GRAN BRETAÑA TAMPOCO OCULTA QUE SE NECESITA UN 60% DE “EFECTO REBAÑO”. El Gobierno británico cuenta con que más de la mitad de los habitantes del Reino Unido inevitablemente van a ser receptores del virus, ya sea ahora, cuando se produzca el pico en junio, en el otoño o el año que viene. Para conseguir la “inmunidad de grupo” o “rebaño” hace falta que de cada 2,5 personas, 1,5 hayan superado ya el coronavirus, lo cual se traduce en un 60% de la población (1,5 dividido por 2,5). Ello significaría que 40 millones de ciudadanos enfermarían, y de ellos un 1% morirían (400.000), según explica Tom Whipple, redactor jefe de la sección de Ciencia del Times . La principal crítica a la tesis gubernamental es que parte de la base de que quienes superen el Covid-19 quedarán inmunes a él, algo que no está por el momento demostrado. “Me parece muy pesimista la asunción de que el avance del virus no puede ser detenido, porque China y Corea lo han conseguido. Una estrategia con arreglo a que el 60% de la población quede infectada no parece la mejor idea del mundo”, dice Martin Hibberd, profesor de Enfermedades Infecciosas de la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres, señala el reportaje.

ESTADOS UNIDOS TAMBIEN CONFIRMA QUE LA BARRERA ESTA EN LOS 100.000 MUERTOS. Donald Trump anunció que este martes presentará un “importante plan” para afrontar esta crisis. “Tengo la esperanza de que estas directrices de urgencia no se prolonguen” más allá del 1 de junio. En una rueda de prensa mucho más sobria y comedida de lo habitual, el presidente norteamericano predijo que el nuevo coronavirus dejará entre 100.000 y 240.000 muertos en Estados Unidos, una cifra que supera al total combinado de bajas estadounidenses en las guerras de Corea y Vietnam. Las proyecciones estadísticas citadas por Trump beben de varios estudios académicos, como el ya célebre del Imperial College de Londres u otro de la Universidad de Washington que predice que el pico de ingresos hospitalarios se produjo el 15 de abril, tres días después de la fecha que el presidente se había marcado para reabrir el país. Y la horquilla de muertos prevista refleja solo el mejor los escenarios posibles, que podría alcanzarse si se evita el colapso de los hospitales, llegan los respiradores reclamados y se mantienen las medidas de confinamiento y distanciamiento social: “Si nos quedamos en los 100.000 muertos habremos hecho un gran trabajo”, concluyó.

 

Deja un comentario

Su correo no será publicado.